13 Jun 2014

Mañana Todavía, doce distopías para el siglo XXI

2 Comments Ciencia Ficción, Relatos, Reseña

Doce relatos distópicos nos ofrece «Mañana Todavía». Ricard Ruiz Garzón, el antólogo, encargó la confección de los textos a varios autores españoles de mayor o menor envergadura pero —y esto es lo importante— que ya hubieran ahondado en el género distópico en alguno de sus trabajos previos. Buscaba solvencia contrastada. Con pocas excepciones, lo ha logrado.

Read more

11 Apr 2014

Millas y millas de musgo dorado

2 Comments Ciencia Ficción, Ensayo, Fantasía, General, Novela, Relatos

 This is a story about being born.

(Thirteen Ways of Looking at Space/Time — The Melancholy of Mechagirl)

Bethany Thomas nacía un sábado cinco de mayo en la costera y musical ciudad de Seattle. Allí creció y, suponemos, adquirió el gusto por la lectura. Se especializó años después en Griego Antiguo, vivió en Japón, trabajó de vidente, de camarera, de actriz. En algún momento optó por dedicarse a la escritura y por vivir en Maine con su marido de ascendencia rusa —ambas cosas no sucedieron necesariamente a la vez. De su pluma fecunda han brotado una docena de novelas e innumerables relatos y poemas, recogidos en las mejores antologías del género. Si los cálculos no me fallan, tiene treinta y cuatro años. En el mundo del libro se la conoce por su pseudónimo: Catherynne M. Valente.

Read more

25 Jul 2013

Ciencia ficción: la historia futura

No Comments Ciencia Ficción, Ensayo

Para los despistados: los fantascopistas estamos realizando una lectura compartida de The Seven Beauties of Science Fiction, un soberbio libro de ensayos en el que su autor, Itstvan Csicsey-Ronay Jr. (CR7 en adelante) analiza minuciosamente siete aspectos memorables de la ciencia ficción.

Hoy me toca resumir y comentar la tercera de las «bellezas»: la historia futura. ¡Deseadme suerte!

Read more

11 Mar 2013

Wauk Egan y Rax

3 Comments Ciencia Ficción, Relatos, Reseña

— No sé sobre qué escribir hoy, ni para quién — dijo Rax.

— No lo harás — dijo Wauk Egan –. No escribirás.

— Claro que lo haré. Quiero hacerlo. Sólo que… estoy algo cansado. Desorientado. Me faltan las fuerzas.

Sentados en el porche de la casa pasaban una de las últimas noches de verano. Egan abrió los brazos, abarcando los campos abandonados de Illinois.

— No lo harás. Nadie espera para leerte. No hay nadie.

Read more